0

Normativas del calzado industrial en México

Para garantizar la seguridad del personal existen diversas normativas del calzado industrial. Algunas certificaciones disponibles son ISO, EPP, ANSI a nivel internacional, aunque cada país suele ofrecer sus propias pruebas y México no es la excepción. Las NOM permiten certificar dentro de la República Mexicana a aquellos productos que superen exitosamente diversas pruebas de resistencia, calidad y manufactura.

Hasta el 2015, la certificación vigente para el calzado de seguridad es la NOM-113-STPS-2009. Esta normativa clasifica en siete tipos al calzado industrial:

Nombre Descripción Características
TIPO I Calzado ocupacional  Diseñado para trabajos con riesgos menores como cortaduras y golpes. 
TIPO II Calzado con puntera de protección  Zapatos que protegen los dedos de los pies contra impactos y compresiones.
TIPO III Calzado de protección dieléctrico Este calzado protege a los operarios contra choques eléctricos.
TIPO IV Calzado de protección metatarsal Estos zapatos protegen al empeine del pie contra impactos y cuenta con puntera.
TIPO V Calzado de protección conductivo Este zapato disipa la estática del cuerpo y la conduce al piso.
TIPO VI Calzado de protección resistente a la penetración.  Este tipo de calzado cuenta con un blindaje contra objetos punzocortantes.
TIPO VII Calzado de protección antiestático Enfocados en disminuir de manera limitada la estática presente en el cuerpo del usuario.

 

Dependiendo del tipo de zapato, la NOM mide las siguientes características:

  • Resistencia al desgarre
  • Absorción de agua
  • Desabsorción de agua
  • Permeabilidad al vapor de agua
  • Determinación de pH en cuero
  • Contenido de cromo
  • Resistencia al impacto
  • Resistencia a la compresión
  • Rigidez dieléctrica
  • Resistencia al impacto metatarsal
  • Resistencia eléctrica para calzado conductivo
  • Resistencia a la penetración
  • Resistencia eléctrica para calzado antiestático
  • Marcado correcto pero ilegible

La certificación NOM nunca es permanente, por lo que es necesario pedir una copia del certificado al proveedor para verificar que continúe vigente. Al comprar un zapato industrial que está certificado, se puede tener la tranquilidad de que se está comprando un calzado de calidad que cuida la integridad de los empleados y evita accidentes laborales.

Fuente:

http://dof.gob.mx/nota_detalle.php?codigo=5125950&fecha=22/12/2009

 

velazis

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *